NOTICIAS ASODEGUE

 
   

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

HOJAS  INFORMATIVAS

 

26 de septiembre 2012

La ONU debe decidir sobre la intervención africana en el norte de Malí

   La crisis en el norte de Malí es uno de los temas candentes de la agenda de la 67ª sesión de la Asamblea General de la ONU. Pocas horas después de la apertura de las sesiones en el Palacio de Cristal de Nueva York se multiplican las intervenciones de todas las partes involucradas en el tira y afloja con los grupos armados islámicos y tuaregs, que desde hace cinco meses controlan las regiones de Gao, Kidal y Tombuctú, en el norte.

   El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, y el presidente francés, François Hollande, anunciaron la posibilidad de nombrar un representante especial para Malí, a través de una resolución del Consejo de Seguridad, lo que daría luz verde a una intervención militar encabezada por la Comunidad Económica de los Estados del África Occidental (CEDEAO).

   En vista de la votación de la ONU, fuentes de la presidencia desde Bamako dijeron que “Malí aceptará la presencia en su territorio sólo de tropas de países del África Occidental, cuatro o cinco batallones como máximo, y por un período de seis meses, que se renovará si es necesario”. En el fin de semana, el gobierno de transición de Malí y funcionarios de la CEDEAO llegaron a un acuerdo sobre una intervención regional en el Norte. La “Misión de la CEDEAO en Malí” (cuyo acrónimo será Micéma) debería ser puesta en marcha en dos meses, gracias a un equipo mixto de policías y gendarmes que tendrán una base logística en Bamako. El acuerdo también prevé el suministro de equipos militares por parte de Nigeria (pero también de Francia y otros socios internacionales), entrenamiento para las tropas malienses y la entrega de las armas que desde hace semanas están varadas en Guinea.

   En las últimas semanas, la aprobación del Consejo de Seguridad de una resolución especial sobre Malí estuvo paralizada por los desacuerdos entre Bamako y la CEDEAO, ya que no habían logrado presentar una propuesta “detallada y realista” a los 15 Estados miembros. La ofensiva de los rebeldes tuaregs del Movimiento de Liberación Nacional de Azawad (MNLA) comenzó el 17 de enero, pero inmediatamente después entraron en escena varios grupos armados islamistas, incluyendo a Ansar al Din y el Movimiento por la Unidad y la Yihad en África Occidental (MUJAO), vinculado a Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI).

   Agencia MISNA, 25 de septiembre, 23h05m

 

 

Editado y distribuido por ASODEGUE

 

Índice Noticias